Enter your search terms:
 

El creciente papel de las apps en “ventas mobile”

Las apps de venta representan una gran oportunidad para hacer crecer pequeños negocios y grandes empresas. Refuerzan las instancias de los procesos de venta, ampliando la captación de nuevos usuarios y fidelizando a los existentes, y se constituyen en canales de comunicación directa y soportes de promociones y publicidad.

 

En tiempos de desarrollo tecnológico, las aplicaciones en general no solo las de venta, vienen haciendo historia. Según Flury, un blog especializado en tecnología, el año pasado a nivel global, aumentó un 69% el tiempo que los usuarios utilizaron aplicaciones móviles con respecto a 2015. Si desagregamos ese número, el tiempo destinado en apps de redes sociales y mensajería creció un 394%, y en el tercer lugar del ranking se encuentran las apps de compras, bastante más abajo en porcentajes, pero dejando a favor grandes saldos. Por ejemplo, en Estados Unidos se registraron ganancias por ventas en dispositivos móviles durante las fiestas por más de 28 mil millones de dólares. Tendencias que se van imponiendo con fuerza en todos los países occidentales.

 

A nivel regional, Argentina es un mercado móvil ampliamente atractivo y con grandes oportunidades. Según el último informe para latinoamérica de GSMA, La Economía Móvil – América Latina y Caribe 2017, nuestro país tiene una penetración de suscriptores superior al 90%, es decir, 9 de cada 10 argentinos tiene, al menos, un celular activo. Un 20% superior al promedio regional. Además la adopción de smartphones viene creciendo y llegó al 47% en el último año y según los pronósticos estará por arriba del 70% hacia el 2020. También el uso de datos móviles creció fuertemente en nuestro país, constituyéndose en el principal medio de acceso a Internet.

 

No hay dudas que los dispositivos móviles inteligentes son cada vez más importantes en nuestra vida diaria, nos facilitan una gran cantidad de tareas y configuran nuevas maneras de relacionarnos. Todo esto genera un impacto en nuestras vidas particulares y en la productividad de la economía en general.

 

Los dispositivos móviles, a través de las apps, se están convirtiendo en el primer punto de contacto entre consumidores y negocios. Así pequeñas y medianas empresas potencian sus procesos de venta ofreciendo aplicaciones móviles propias que permiten a los usuarios chequear los productos y adquirirlos desde donde quieran, en el momento que quieran.

 

En Bariloche, Mamuschka aprovechó ese potencial, estrechando el vínculo con sus clientes y generando distintas experiencias de compra mediante dos aplicaciones que desarrollamos en ANIMUS: Mamuschka Chocolates y Mamuschka Helados.

Con Mamuschka chocolates, los usuarios pueden programar sus pedidos desde sus teléfonos y además obtener promociones especiales. Esto les permite ahorrar tiempo y plata, evitar largas colas en temporada y elegir con tranquilidad desde la comodidad de su hotel o durante las excursiones. La app es sencilla e intuitiva, elegís la sucursal, qué productos llevar, cómo abonar y una vez realizado el pedido, recibís en tu teléfono un aviso de recepción y luego otro cuando el producto está listo para ser retirado. Mamuschka Helados tiene el mismo sistema, pero además de retirarlo en sucursal tenés la opción de pedir delivery e indicar la dirección vía gps.

 

Para abonar con tarjetas de crédito la app tiene integrada la plataforma de pago online MercadoPago, que es la más utilizada y segura en Latinoamérica. La autorización de la compra y el pago son instantáneos, garantizándole al comercio el depósito inmediato del dinero y al cliente poder realizar la compra. Esta integración puede ser desarrollada y ofrecida porque ANIMUS es partner tecnológico de MercadoPago y cumple los requerimientos de los estándares de seguridad y calidad exigidos por la plataforma de pago.

 

Mediante las notificaciones de las apps de Mamuschka, el cliente siempre está al tanto de anuncios, nuevos productos, mensajes y descuentos, que en muchos casos, al ser exclusivos de las aplicaciones generan complicidad y retroalimentan el uso de este canal de compra. Esto representa para el negocio la oportunidad de interactuar en forma directa con su target y generar estrategias de publicidad no invasivas, moldeadas según los intereses de los usuarios.

 

 

Como dijimos, las aplicaciones móviles ofrecen apoyo y soluciones alternativas en las distintas etapas del proceso de venta. En el momento previo con publicidad, notificaciones o cupones de descuento, durante la compra facilitando los medios de pago, y en la posventa la fidelización, mediante la identificación, experiencias positivas y la comunicación o feedback. Por otro lado, las apps acrecientan la presencia online de una marca, y brindan a los negocios información de los comportamientos de sus usuarios, que sirve para ajustar servicios y hacer más eficiente la difusión de los productos.

 

Es muy gratificante saber que estar dispuesto a innovar en las estrategias de venta móviles trae buenos resultados. Mamuschka es un caso de éxito en este sentido, en 2017 aumentó sus ventas móviles interanuales a más del triple y descubrió perlitas como, por ejemplo, que muchos padres de egresados/as, les piden a sus hijos que les lleven los chocolates que ellos eligen desde sus casas, a través de la app.